¿Sabes cada cuánto tiempo es aconsejable hacer una visita al dentista? No existe una receta única a la hora de acudir al dentista. Hay personas que deben hacerlo una vez al año y otras, cada seis meses. Dependiendo de diferentes factores y de circunstancias personales se puede aconsejar realizar visitas con mayor frecuencia.


Para los pacientes que realizan una buena higiene oral, cuidan su boca, o son menos propensos a padecer caries u otras enfermedades, sería suficiente una revisión anual. Sin embargo, determinadas personas con enfermedades orales como la periodontitis, o problemas de salud general, como la diabetes, deben acudir a la consulta del dentista de forma más frecuente para hacer un chequeo completo de su salud oral y tratar problemas específicos. Lo recomendable en estos casos es hacerlo cada seis meses o incluso en intervalos de tiempo más cortos.

¿Qué problemas orales se pueden identificar durante estas revisiones?

El dentista es el profesional cualificado para la revisión e identificación de problemas en los órganos que integran la cavidad oral: dientes, encías, lengua y mucosas orales. Una revisión incluye la detección de problemas comunes como la caries que en algunas ocasiones no es detectable a simple vista. Pero nuestro trabajo no solo consiste en buscar caries, también podemos identificar otros problemas más graves como la enfermedad periodontal que afecta a las encías y está relacionada con problemas cardiovasculares, o incluso el cáncer oral. En estos casos la detección precoz es fundamental para poder iniciar los tratamientos adecuados. Hay que tener en cuenta que cuanto antes se traten estas enfermedades mayor será la probabilidad de éxito.

¿Y en el caso de los niños?

Para los más pequeños de la casa se recomienda realizar una primera revisión a los dos años de edad o cuando aparecen los primeros dientes con el fin de identificar problemas maxilares o de erupción dental. A partir de la erupción de los dientes de leche es fundamental realizar visitas periódicas para identificar la presencia de caries o problemas de oclusión que pueden ser tratados con ortodoncia durante la adolescencia una vez que se hay completado el cambio de los dientes definitivos. Ten también en cuenta que en las primeras visitas al dentista los profesionales de la clínica dental enseñarán a tu hijo las técnicas de higiene oral, como el cepillado o el uso de la seda dental.

Además de las revisiones dentales periódicas, ¿en qué momentos o circunstancias se recomienda acudir al dentista?

Siempre que detectes alguna anomalía en la cavidad oral debe acudir a un profesional para que determine su origen y pueda ofrecer una solución. Estas alteraciones pueden ser el sangrado de encías, dolor, si has padecido un traumatismo, si detectas un cambio en la coloración de los dientes, y sensaciones como picor o irritación en las mucosas orales o la lengua. Además, en el caso específico de las mujeres embarazadas deben realizar visitas extra al dentista ya que durante este período pueden aparecer trastornos específicos como la gingivitis del embarazo y que es necesario detectar de forma precoz.

 SEÑALES PARA QUE ACUDAS A LA CONSULTA DEL DENTISTA

  • Sensibilidad en los dientes cuando tomas alimentos fríos o calientes.
  • Sangrado o inflamación de las encías cuando cepillas tus dientes o usas la seda dental.
  • Eres usuario de implantes dentales o prótesis dentales y notas alguna anomalía.
  • Mal aliento y mal sabor en la boca.
  • Estás embarazada o piensas quedar en estado en los próximos meses.
  • Tienes dolor o inflamación en algún área de la boca, cara o del cuello.
  • Sufres dificultad para masticar o tragar.
  • Padeces enfermedad periodontal (gingivitis o periodontitis)
  • Sufres diabetes, trastornos en la alimentación, una enfermedad cardiovascular o VIH+.
  • Boca seca (xerostomía)
  • Recibes un tratamiento médico hormonal, radioterápico o quimoterápico.
  • Detectas desgaste en los dientes, chirrían por la noche o sufres dolor en la mandíbula. (Bruxismo)
  • Detectas llagas, manchas o úlceras en alguna parte de la boca que no mejoran.
  • Notas picor o dolor localizado.

Dr. Humberto Arias. Odontólogo. Director de Clínica Odontológica Integral Dr. Arias